Nuestro encuentro con la amazonia ecuatoriana

Por Sofía Gordón

Durante el proceso de planificación de la ruta decidimos incorporar un tramo por la amazonia ecuatoriana ya que gran parte de los caminos escogidos recorrían la sierra. Una vez que el papel se convirtió en realidad, entramos a la amazonia por la puerta más hermosa, la población de Baños. Las aguas de sus cascadas y esos verdes bosques húmedos mojaron no solo las ropas, sino también el corazón.

Tras caminos de piedra y túneles (mismos que se detallan en la sección diario de viaje de este blog) llegamos al Puyo, una de las ciudades icono de esta zona del país y capital de la provincia de Pastaza. Allí, nos esperaba Silvia Santi, una mujer cálida y generosa que nos recibió en su casa. Tanto fue su desprendimiento que durmió con sus dos hijas en la misma cama para que nosotras pudiésemos dormir más cómodas.

Silvia nos contó que su lucha por la defensa de los derechos de las mujeres es reciente, sin embargo, ella cree que es un gran avance que las mujeres identifiquen la violencia como tal, ya que en muchos casos ésta está tan naturalizada que no es visible y por lo tanto ellas no la denuncian. Silvia junto con otras mujeres agrupadas en la Red intercultural de mujeres amazónicas RIMA, busca intervenir en los problemas sociales y reivindicar los derechos de las mujeres. Aunque la propuesta nace del trabajo organizativo de un grupo de servidoras públicas, también cuenta con la participación de amas de casa y mujeres campesinas. Las autoridades locales las apoyan con los espacios para realizar las actividades.

Si bien esta es una iniciativa nueva, Silvia nos cuenta, que resultado de los talleres y conversatorios, cada día hay más mujeres que levantan sus voces y denuncian cuando son víctimas de violencia. Lo que ya es un gran paso.

 

No se desanimen por las circunstancias probablemente se encuentren con dificultades económicas o de salud pero al pesar de ello deben seguir adelante. Lo que ustedes están haciendo es muy importante porque nos va a permitir a las mujeres tener un referente. Ustedes dejaron sus trabajos, dejaron a sus familias, pero su objetivo fue más fuerte. Conocer las historias de mujeres transformadoras de distintas realidades. Ser propositivos para lograr sociedades más equitativas donde hombres y mujeres interactúan por igual en el proceso de desarrollo de las comunidades.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s